Productos seleccionados
×

Ir a detalles
Referencia

Mi cuenta

×

A la vanguardia de la innovación

DMC Automation es una pyme con sólidas raíces y una visión natural hacia la innovación. Fundada en 1972 por Domenico De Caroli, en 1992 inició la fabricación de máquinas para el montaje de la estructura metálica que es, de hecho, el 'esqueleto' de las sillas de automóvil: este fue el punto de inflexión para DMC, y marcó su entrada en un sector que, a día de hoy, continúa siendo uno de los principales negocios de la compañía.

Todos los grandes fabricantes de asientos de coche utilizan máquinas suministradas por la empresa turinesa para realizar la estructura interna del asiento. "Estamos especializados en máquinas para el ensamblaje de este 'esqueleto' a partir de elementos que se ensamblan entre sí para realizar la estructura de soporte del asiento, una pieza importante porque está vinculada a criterios de seguridad", explica Carlo Amicilia, director comercial de DMC Automation.

Simplificar la producción

Acelerar y simplificar el proceso de producción utilizando tecnologías inteligentes es la filosofía con la que DMC Automation se acerca al mercado. 
"Contamos con una oficina de diseño y fabricación propia.  porque queremos trabajar en el campo de la robótica y la automatización. Todo lo que diseñamos siempre está pre-ensamblado y probado internamente antes de entregarlo a nuestro cliente ", explica Amicilia." Nuestro programa de producción está bastante relacionado: máquinas y líneas de montaje para las estructuras metálicas de las sillas de coche y también líneas de montaje y soldadura robotizadas. Además, desarrollamos máquinas y líneas para sistemas de visión, manipulación de materiales, equipos de prueba y sobre todo máquinas y líneas hechas para satisfacer las necesidades individuales de nuestros clientes”, explica el gerente.

Una asociación estratégica

Para satisfacer las necesidades de sus clientes, de manera precisa y oportuna, DMC cuenta con el apoyo de socios, líderes en el mercado. Gracias a su experiencia y constante innovación tecnológica, la empresa con sede en Turín es capaz de responder a las solicitudes de los clientes, pero también de ampliar su campo de acción y acercarse a nuevos nichos de mercado. “SMC es una necesidad para nosotros, un socio fundamental y consideramos sus componentes un verdadero estándar, que nos facilita el diseño y nos permite tener una continuidad en el servicio, repuestos, actualizaciones de productos y mucho más” subraya Amicilia. “Sabemos de la gran calidad de sus componentes, pero también estamos muy satisfechos de la estrecha colaboración con su equipo de ingeniería y asesores comerciales, con los que hemos desarrollado a lo largo del tiempo una auténtica alianza tecnológica tanto en la pre-venta como en la post venta. Esto nos ha llevado a la utilización y aplicación de nuevos productos y productos de vanguardia en cuanto a innovación tecnológica, lo que es un plus importante para nuestros clientes”, añade.
 

"Uno de los problemas es la necesidad de mantener el control durante el movimiento: al desplazarse, la mesa debe llevar cables eléctricos y controles. El salto al wireless que nos propuso SMC fue realmente esclarecedor y nos permitió resolver este problema de manera efectiva", señala Carmelo Todaro.

Una innovadora isla robotizada

Entre las máquinas producidas en la planta de DMC en Grugliasco destaca una isla robotizada equipada con componentes SMC, caracterizada por un sistema de comunicación wireless. Una innovación decididamente vanguardista para el sector. 
Destinada a un cliente turco, es una joya en términos de innovación. "Se trata de una máquina automática para el montaje y la prueba del sistema de bloqueo del respaldo trasero de un coche. Cuenta con estaciones de carga manual con controles de presencia mediante cámaras, mientras que todas las estaciones de montaje son automáticas. También hay un robot para el "transfer" de una primera mesa a la mesa de pruebas. Las piezas se marcan y los valores se almacenan en un PC para su trazabilidad. En esta máquina decidimos utilizar el sistema de comunicación inalámbrica que nos permite tener las E/S a bordo de la mesa sin necesidad de utilizar la clásica junta rotativa, que está sujeta a desgaste lo que implica costes adicionales", explica Carmelo Todaro, Director de la Oficina Técnica. 
El corazón de la máquina está formado por una serie de conexiones eléctricas que están en contacto vía wireless con el detector central, que es capaz de gestionarlas sin contacto. De fase en fase, la mesa gira y, en consecuencia, todos los grupos giran mientras el pasador central permanece fijo: por lo tanto, cada elemento se gestiona a ravés del innovador EX600-W de SMC mediante comunicación wireless.

Soluciones eficaces

“Muchas de nuestras máquinas, incluida esta isla robótica, están fabricadas con mesas giratorias con diferentes posiciones que transfieren grupos, subgrupos o componentes de una estación de trabajo a otra.
Uno de los problemas es la necesidad de mantener el control durante el movimiento: al desplazarse, la mesa debe llevar cables eléctricos y controles. El salto al wireless que nos propuso SMC fue realmente esclarecedor y nos permitió resolver este problema de manera efectiva"
, señala Carmelo Todaro.
La colaboración tecnológica con SMC nos aporta soluciones nuevas e innovadoras. "El caudalímetro de SMC es útil para solucionar problemas y controlar el consumo de aire en la planta y así evaluar el ahorro de energía. En otra aplicación, hemos utilizado bridas de amarre de la serie CKZT de SMC, para sujetar todo el diámetro del tubo y trabajar de manera uniforme.
También hemos instalado actuadores eléctricos de SMC, especialmente la serie LEY, que nos permite flexibilidad en el posicionamiento y puesta a punto de la máquina, tanto a nosotros en la fase de puesta a punto como al cliente en las distintas fases de proceso y modificación de la pieza” concluye Todaro.

Integración 4.0

Un último apunte: todas las máquinas de DMC ya están diseñadas para cumplir con los requisitos de la Industria 4.0, un plus importante para las empresas que están orientadas a una gestión de la producción con sistemas sofisticados. “Para nosotros es fundamental repensar y desarrollar nuevos procesos productivos, organizativos y de gestión”.

DMC Automation lleva mucho tiempo colaborando activamente con SMC, el líder mundial en automatización industrial. En la imagen, caudalímetro de SMC montado en una máquina de DMC.

Publicado en Technè (Open Factory) octubre de 2019, Italia, escrito por Simona Recanatini

Sistema wireless de comunicación industrial. ¿Interesado en un enfoque técnico?

Descárgate este documento técnico de SMC y descubre las ventajas de la comunicación wireless en la industria moderna. Casos y consideraciones de la comunicación wireless en la industria.